EL DÍA DE LA CRUZ

Después de un tiempo sin poder escribir, volvemos en un fin de semana dominado por las fechas que nos toca vivir. Vamos por partes.

Hoy 3 de Mayo se celebra en todos los países católicos “El día de la Cruz”, día simbólico que recuerda el método de tortura, ideado por los romanos, en el que murió Jesucristo. La razón de que sea este día la ignoro ya que, como es sabido, la muerte de Jesucristo sucedió en Pascua.

Y para recordar este día que mejor que dos visiones musicales basadas en las últimas palabras pronunciadas en este mundo por Jesús.

A. La primera es “Las 7 últimas palabras de nuestro Redentor en la Cruz” de Joseph Haydn (1732-1809), compuesta en 1787, curiosamente, para una Hermandad española y para ser estrenada en un lugar concreto. Me refiero al Oratorio de la Santa Cueva, de Cádiz, y a la Hermandad de este mismo templo. Otra curiosidad, la obra se llama las 7 últimas palabras, pero en realidad se refiere a las 7 últimas frases que pronunció Jesús en vida, que son:

  1. “Padre, perdónalos, porque no saben lo que hacen.” – Pater dimitte illis, non enim sciunt, quid faciunt (Lucas, 23: 34).
  2. “Yo te aseguro: hoy estarás conmigo en el Paraíso.” – Amen dico tibi hodie mecum eris in paradiso (Lucas, 23: 43).
  3. “Mujer, ahí tienes a tu hijo. […] Ahí tienes a tu madre.” – Mulier ecce filius tuus […] ecce mater tua (Juan, 19: 26-27).
  4. “¡Dios mío, Dios mío!, ¿por qué me has abandonado?” – Deus meus Deus meus ut quid dereliquisti me (Mateo, 27: 46 y Marcos, 15: 34).
  5. “Tengo sed.” – Sitio (Juan, 19: 28).
  6. “Todo está cumplido.” – Consummatum est (Juan, 19: 30).
  7. “Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu.” – Pater in manus tuas commendo spiritum meum (Lucas, 23: 46)

Oiremos el final de la obra en su versión para acompañamiento de cuarteto de cuerda.

 

 

B. Casi dos siglos después, la compositora tártara (y por tanto rusa) Sofía Gubaidulina (1931-) volvía sobre el mismo tema de la Crucifixion de Jesús en su obra “Las 7 Palabras” (1982), que ella concibió para dos instrumentos solistas, un acordeón y un chelo, acompañados de orquesta de cuerda. Por tanto es una visión totalmente instrumental. Oiremos la segunda de las sentencias.

 

 

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: